Glándula de seguridad

Continuación del artículo: “Función multitarea encendida”

Este es un tema que causa un dilema interno muy grande para un hombre. Él piensa que está listo para casarse cuando gana el suficiente dinero para darle a su esposa lo que él piensa que quiere y necesita. Pero como veremos lo que él cree que ella necesita y lo que ella realmente quiere son dos conceptos muy distintos.  De ahí que cuando el hombre se llena de trabajo 80 horas a la semana para proveer para su esposa y su casa, ella puede reclamarle que prefiere el trabajo antes que ella.  Talvez hayas pensado alguna vez, si eres hombre: “¡Cómo puede acusarme de no preocuparme por ella cuando me rompo el lomo justo por eso!”.

Las mujeres necesitamos seguridad, eso es muy cierto.  Tenemos una “glándula” (he encontrado que se localiza en alguna parte del estómago, ya que se me retuerce cada vez que mi glándula “se dispara”) que nos da la alarma cuando nos sentimos inseguras.  Pero, ¿ qué es lo que realmente nos hace sentir inseguras?  Para ponerlo en una frase: “el dinero habla, pero la seguridad emocional canta”.  Sentirse conectada y relacionada con su esposo de manera estrecha, y saber que cuenta con él pase lo que pase.  Por supuesto, la provisión financiera se valora, pero para la mayoría de las mujeres no se encuentra en ninguno de los primeros lugares de su lista.  Tanto es así, que soportaría la inseguridad financiera para obtener la seguridad emocional que tanto necesita.

Así que, veamos lo que significa seguridad emocional para ella:

– Ella siente seguridad cuando los dos experimentan una relación estrecha. Es decir que se pertenecen y se aman el uno al otro, que ustedes dos son los mejores amigos.

– Se siente segura cuando hacen del tiempo juntos una prioridad.  Que te preocupas por ella primero.  Como lo dijo una mujer entrevistada: “Si sé que puedo contar con él, soy capaz de enfrentar cualquier lucha financiera”.

– Se siente segura cuando le demuestras tu compromiso.  Ella necesita sentir que nada te espantará y que harás cualquier cosa que sea necesaria para asegurar que nada se interponga entre ustedes.

– Se siente segura cuando participas  de manera activa en la crianza de los hijos y en la vida del hogar.

– Se siente segura cuando de verdad te esfuerzas por proveer.  Y aquí está el malentendido, las mujeres se sienten seguras cuando ven tu esfuerzo por darle a ella y a su familia lo necesario, aún si los resultados de tales esfuerzos no son enteramente suficientes para producir la cantidad de dinero que piensas que ella necesita.

– Aquí está el mejor de todos: las mujeres desean que sus esposos tengan un empleo en el que trabajen lo suficiente y tengan tiempo para disfrutar de la vida.

Así que esposos, reconsideren sus suposiciones hasta ahora, y tengan en cuenta de que cuando uno escucha historias de personas que talvez no tuvieron todo lo que querían cuando eran niños, sí que recuerdan que el padre estuvo presente en sus vidas.  Como lo dijo un hombre entrevistado: “Debido a la presencia de mi padre en nuestras vidas, ni un solo recuerdo se centra en lo que nos faltaba, sino en las cosas que hicimos juntos”.

Próximo artículo: “¡Escúchame!”

Un pensamiento en “Glándula de seguridad

  1. Hola estoy al pendiente de estos articulos, la verdad encajan mucho en mi matrimonio, pero en el proximo articulo “escuchame! ” no lo he podido enlazar…aun no se publica?

    Saludos y gracias por ntodo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s